domingo, 29 de marzo de 2015

Cornudos


En el idioma español el adjetivo “cornudo” indica posesión de uno o más cuernos. Algunos mamíferos se destacan por esas protuberancias óseas dispuestas en la zona craneal que crecen hacia arriba o a los costados. Las mismas varían en ubicación, tamaño, forma, color y utilidad. Las de perfil multiforme lucen como ornamento pero las cilíndricas y puntiagudas sirven para defensa. Quien recibe una de esas corneadas puede correr serios riesgos.

En la mitología celta se deifica a un animal macho y cornudo como dios de la fertilidad.

En el lenguaje coloquial la expresión cornudo/a se le adjudica a uno de los esposos cuyo conyugue le ha sido infiel en su matrimonio. Esta distinción viene de la época de los vikingos quienes combatían a sus enemigos engalanando sus cabezas con cuernos. Ese adorno era para meter miedo en las arduas y prolongadas contiendas bélicas. La infidelidad conyugal era moneda común y corriente. Los guerreros engañados, al regresar a sus hogares, a sus espaldas eran apodados de cornudos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.