lunes, 28 de abril de 2014

Una maldad asesina


El puma, oriundo de América, es un mamífero carnívoro que se encuentra tanto en el Norte como en el Sur. Por su tamaño se ubica en el cuarto lugar junto con el leopardo después del tigre, el león y el jaguar. No ruge pero sí ronronea como los gatos.

En su avidez carnívora atrapa lo que encuentra en su camino, pero tiene preferencia por los guanacos. A estos los atrae con astucia infalible: se echa al suelo patas arriba, agitándolas. Los que se acercan confiadamente y caen en sus garras son destrozados con zarpazos certeros. Eso confirma que “la prudencia suele faltar cuando más se la necesita.”  Sentencia dicha por Siro (85 a. C -43 a. C) escritor romano.

Ante tal alboroto, el resto huye despavorido, sin asimilar la lección. Una vez más la curiosidad ignorante, empujada por la irreflexión arriesgada, sucumbe ante el acecho de una maldad asesina.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.